En Español

Las espectaculares Montañas de San Gabriel que se elevan alto sobre Los Ángeles, son un dramático punto de referencia en los bosques nacionales de Ángeles y San Bernardino. Muchas zonas forestales están a una hora en coche de 17 millones de personas en el sur de California, lo que las hace el lugar al aire libre más popular y accesible de la región para quienes visitan los ríos de agua fresca, los bosques de pinos y las colinas de chaparral.

Las Montañas de San Gabriel son también un recurso natural y comunitario irremplazable. Por ejemplo, el Bosque Nacional Angeles proporciona al Condado de Los Angeles:

  • Más del 70% de sus espacios abiertos
  • Una tercera parte de su agua potable
  • Más de 60 millones de dólares anuales que gastan los visitantes locales, según los datos del Servicio Forestal de los EE.UU.

Se necesitan protecciones permanentes
El Bosque Nacional Angeles es uno de los más visitados en el país, con más de 3 millones de visitantes cada año. A pesar de eso, desgraciadamente no cuenta con los fondos y los servicios necesarios. El bosque carece de señales adecuadas en los senderos, de información para los visitantes, de personal y de programas educativos culturalmente adecuados. En los destinos populares, no hay suficiente espacio de estacionamiento, senderos junto a las orillas del río, botes de basura ni baños.

Con la falta de parques y espacios abiertos en las comunidades urbanas de Los Angeles, les estamos dando a nuestros niños menos de lo debido. La gente joven de hoy tiene menos oportunidades de mantenerse físicamente activa y conectarse con la naturaleza. Los datos muestran que las comunidades del Valle de San Gabriel, con pocos o ningún parque, tienen tasas de obesidad infantil más altas del 30 al 40 por ciento.

Beneficios de un monumento nacional

  • Conseguir la designación de monumento nacional para las Montañas de San Gabriel aportará varios beneficios a la comunidad, entre ellos:
  • Conservar y mejorar los tesoros naturales, históricos y escénicos de las Montañas de San Gabriel para las generaciones futuras.
  • Mejorar la calidad del agua potable y la pesca al reducir la cantidad de basura y polución en el Río San Gabriel y a lo largo del mismo.
  • Mejorar las instalaciones para los visitantes, los servicios y el personal en el Bosque Nacional Angeles con más baños, senderos de acceso, zonas de picnic, letreros de información y guardabosques multilingües.
  • Crear parques locales y espacios abiertos mediante asociaciones en el Valle de San Gabriel, de modo que los residentes puedan conectarse con la naturaleza.
  • Fomentar que más niños y familias salgan al aire libre y ayudar a abordar la crisis de obesidad y diabetes en el Sur de California.
  • Incrementar el impacto económico positivo mediante el aumento de gastos de turismo, la creación de empleos, y al mejorar el valor de los bienes raíces en las comunidades adyacentes.